Presentación del nuevo “Cosmos”

Lo que acaban de ver es el trailer de la secuela del afamado “Cosmos” de Carl Sagan. La nueva serie ha recibido el nombre de Cosmos: A Spacetime Odyssey y será presentada por Neil deGrasse Tyson, los datos que ha facilitado la cadena FOX es que se estrenará en el primer trimestre del 2014, y lo hará simultáneamente en 170 países y 48 idiomas.

En la producción de la serie está parte del equipo que participó en el proyecto de hace 31 años como son Ann Druyan (viuda de Carl Sagan) y Steven Soter. Solo ver el trailer de presentación se intuyen muchas referencias a la antigua serie como el diente de león, el calendario cósmico, la imaginaria nave que recorre el universo o referencias a la inquisición medieval.

La noticia corre como la pólvora por blogs y redes sociales, lo sé, no es un post que vaya a aportar ningún dato nuevo, lo sé… Pero tenía que escribir unas míseras palabras sobre el anuncio.

No sabemos si tendrá la misma aceptación y la misma influencia en el pensamiento de varias generaciones como su predecesora. Lo tiene difícil. También es verdad que en este blog somos muy poco fiables para juzgarlo (no he hecho la cuenta pero de los 230 post en casi la mitad seguro que sale alguna referencia a Sagan). Pero también es verdad que es una nueva oportunidad para las nuevas generaciones de sentir curiosidad por el vasto océano cósmico que nos rodea (ya estamos, si). El desarrollar un pensamiento crítico contra cualquier idea, el tener una base para defenderse del oscurantismo y las falsas ciencias, una base científica con la que crecer e investigar el mundo.

La evolución de la vida en la Tierra, las inmensas planicies marcianas, una ligera lluvia de metano en Titán, las heladas placas de Europa, un niño preguntándose por primera vez que son los pequeños puntos brillantes que parpadean en el cielo, el desarrollo de las primeras comunidades científicas, la destrucción del conocimiento en épocas donde solo imperaba el fanatismo religioso,… son solo algunos de los ejemplos de lo que podemos esperar de este nuevo viaje.

Son proyectos como este los que nos hacen pensar que, quizás, todo no está perdido. La educación de nuestros hijos es la única esperanza que tenemos. Puede que de aquí a 50 años nuevos líderes políticos y científicos califiquen este principio de siglo como una pequeña gripe que había que pasar para seguir nuestro camino como especie, puede que vieran cualquiera de los dos Cosmos en su niñez, puede que se animaran a leer un libro relacionado con lo que habían visto, incluso puede que leyeran alguna entrada de cualquiera de los blogs de la columna de la derecha,… todo influye para prender una pequeña chispa.

Aquí dejo los cinco primeros minutos de lo que cambió mi humilde mente hace ya muchos años. Por mi parte que no quede.