Imagen del Hubble confirma nueva mancha oscura en Neptuno

La falta de misiones a Neptuno obliga a usar al telescopio Hubble como uno de los pocos instrumentos fiables para obtener nuevos datos del planeta. 

Con las últimas imágenes de Mayo de este año se ha podido confirmar la nueva presencia de una mancha de tonalidad más oscura que el resto de la atmósfera, que puede responder a un acúmulo de nubes de unos 4.800 kilómetros de diámetro. Un nuevo vórtice en la región polar de Neptuno que sólo la definición del Hubble puede ser capaz de detectar.

El último sobrevuelo de una sonda fue el de la Voyager 2 en 1989, entonces ya se observaron varias de las mismas formaciones que el Hubble ha vuelto a detectar en primavera de este año. 

Estos vórtices son sistemas de altas presiones donde las corrientes de aire se ven alteradas en las partes superiores de la atmósfera. 

La compleja atmósfera de Neptuno necesita una misión para ser entendida en profundidad, un orbitador que aún tardará en llegar muchos años, quizás décadas. 

Fuente: Hubble Site

Anuncios

El telescopio espacial Kepler nos muestra a Neptuno y a sus lunas en movimiento

El ya legendario telescopio Kepler, que ha pasado a la historia de la exploración espacial por haber descubierto mas de mil planetas extrasolares, sigue dándonos pequeñas satisfacciones. 

En la segunda fase de su misión, conocida también como K2, ha revelado la existencia de unos cuantos exoplanetas a pesar de sus limitaciones a la hora de poder seguir el brillo de una estrella concreta. 

La novedad de esta nueva andadura de Kepler es que también está dirigiéndose hacia objetivos dentro de nuestro propio Sistema Solar. Gracias a eso se ha podido obtener una secuencia de imágenes de Neptuno y sus dos lunas, Tritón y Nereida

El vídeo resultante muestra 70 días de observación ininterrumpida, la impresionante danza queda reflejada con total nitidez. 

La mancha brillante que aparece sobre el día 15 de observación es Neptuno, a su alrededor  Tritón, un pequeño punto que lo orbita cada 5.8 días. Y un poco más débil aparece Nereida en su lenta orbita de 360 días alrededor del planeta. 

  
De fondo Kepler aprovechó para escanear el brillo de unas cuantas estrellas buscando una disminución en su intensidad que indicara la existencia de algún exoplaneta. 

Su aventura continua…

Fuente: Nasa news