20 años sin Freddie Mercury

Vosotros lo sabíais, yo lo sabía. Hoy 24 de noviembre tenía que escribir esta entrada.

Hace 20 años se apagó una de las grandes voces de la historia de la música, es de esas noticias que luego recuerdas durante toda tu vida qué hacías mientras la escuchabas. Recuerdo que fué a través de la radio del autobús del colegio (15 años ya ves tú). Sonó creo “a kind of magic” primero, y pensé “mira tú freddie de buena mañana” pero cuando terminó la canción el locutor dió la noticia y ahí acaban los recuerdos de ese día. Los recuerdos nítidos, porque sé que fue un día triste.

Luego ya las habladurías, los motivos, que si SIDA, que si leches, a mí qué me importaba el cómo, me importaba el qué.

Muchos son los recuerdos y muchas las sensaciones, pero son eso sentimientos asociados a momentos, victorias, derrotas,… todas con la banda sonora de fondo de este cabronazo que se tuvo que morir un día como hoy hace 2 décadas… con lo que le necesitábamos, con lo que le echamos de menos….

Enlazando los dos ejes de este blog, Sagan decía que la inmortalidad sí que existía realmente, pero no como concepto cristiano de un alma que sobrevive a nuestra base de carbono y que se mantiene en un lugar indeterminado durante eones. Los recuerdos, la memoria, tiene una base física en nuestro cerebro, un recuerdo modifica un área de nuestro córtex a modo de sinapsis entre neuronas y modificación en ciertas proteínas. Esas modificaciones son únicas para cada recuerdo, ahí reside la inmortalidad, y tiene una base científica, demostrable y reproducible.

Mientras recordemos a alguien en cierta manera sigue vivo, y en cierto modo alcanza la eternidad.

A continuación me propongo modificar algunas de vuestras conexiones neuronales (sé que muchos de los que leen este blog no hace falta que se las modifique) pero por si acaso ahí van algunas dosis de eternidad 😉

Anuncios

4 comentarios el “20 años sin Freddie Mercury

  1. Pingback: 20 años sin Freddie Mercury

  2. Pingback: Bitacoras.com

  3. Muy emotivo tu post!! La verdad es que estoy de acuerdo contigo en todo, Freddie era esa bendita anomalía que nos brinda la naturaleza con cada vez menos frecuencia. Su genialidad es más propia de los grandes personajes que de una estrella de Rock. Sigo pensando personalmente que Queen no ha sido tratado con la justicia que se merece. Pero para eso estamos nosotros, para que no se les olvide.

    Un saludo!

    Me gusta

  4. Pingback: 66 cumpleaños de Freddie Mercury | milesdemillones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s